Compartir
descargar
presione soltar
QR código:
Rosoboronexport envió al Perú la ayuda humanitaria para luchar contra COVID-19
20.08.2020 Nota de prensa

Rosoboronexport S.А. (subsidiaria de la Corporación estatal Rostec) entregó a la República del Perú como ayuda benéfica los medicamentos para luchar contra el coronavirus COVID-19.

El cargamento humanitario que incluye las pruebas rápidas de producción rusa para detectar oportunamente a las personas infectadas con coronavirus y prestarles la asistencia médica adecuada, fue entregado a las autoridades peruanas el 19 de agosto del año 2020.

“Rosoboronexport S.А.aprecia altamente el nivel de la cooperación técnico-militar entre Rusia y Perú, la que este año cumple su 50 aniversario. Para hoy en día la cartera de los contratos suscritos entre nuestros países cuenta con más de un mil millones de dólares de EE.UU. En el año 2020 Perú, al igual que muchas otras naciones del mundo, se enfrentó con la pandemia de una nueva infección de coronavirus. Dándose cuenta de la amenaza a la salud y vida de la población de nuestro socio de antaño, Rosoboronexport S.А. decidió prestarle desinteresadamente la ayuda humanitaria para una lucha eficaz contra el COVID-19”, – manifestó Alexander Mikhéev, director general de Rosoboronexport.

Perú opera con éxito los aviones de combate, los helicópteros y otros equipos de uso militar. También entró en su fase final la realización del programa offset de gran envergadura orientado a la construcción del Centro de mantenimiento técnico y reparación de helicópteros, lo mismo que la creacion de los centros de simulación de vuelo.

La cooperación técnico-militar de la URSS con el Perú comenzó hace 50 años, cuando la Unión Soviética envió la ayuda humanitaria al Departamento Áncash arrasado por el terremoto. Es precisamente en aquel entonces cuando para eliminar las consecuencias del desastre natural, fueron donados a Peru los primeros ejemplares del material y equipo militar soviéticos, o sea, los helicópteros Mi-8, el hospital militar de campaña, los vehículos ambulancia, así como los aparatos médicos, los medicamentos, la ropa de abrigo, las tiendas de campaña y otros bienes de primera necesidad.

En el marco de prestación de la ayuda humanitaria a la población peruana, a este país andino fue enviado un grupo de militares, ingenieros y médicos soviéticos, lo mismo que un destacamento de jóvenes voluntarios rusos compuesto de 55 personas. A lo largo de tres meses ellos prestaban la asistencia médica a los habitantes siniestrados, cuya situación se agravó aún más por el empeoramiento de las condiciones epidemiológicas. Además, los especialistas de Rusia llevaban a cabo los trabajos de salvamento y rescate en las zonas montañosas de difícil acceso, reconstruían los poblados destruidos.

Simultáneamente los profesionales soviéticos organizaron entrenamientos para los pilotos de aviación y los socorristas peruanos, capacitaron a centenarios de voluntarios de la población autóctona en la prestación de primeros auxilios médios. En la capital del Departamento Áncash, la ciudad de Huaraz, fue desplegado un hospital militar de campaña que había sido donado al Perú y posteriormente dió origen al hospital multiperfil civil que funciona hasta hoy día.



Foto
etiquetas: Perú, COVID-19,